"Educar es servir desinteresadamente a la vida” 

Padre Jose Kentenich

Padre José Kentenich

Fundó la gran familia de Schoenstatt. Nació el 18 de noviembre de 1885 cerca de Colonia (Alemania), y fue ordenado sacerdote el 8 de julio de 1910. En los primeros años de su labor pastoral fue Director Espiritual del Seminario Menor de los Palotinos en Schöenstatt, cerca del Rin, y en esa época puso los fundamentos de su obra: La Familia de Schoenstatt. En los años que siguieron formó las comunidades sacerdotales y laicales que la componen, y a partir de 1926 fundó los diferentes Institutos Seculares de Schoenstatt.

Fue detenido por la Gestapo en septiembre de 1941, debido a las charlas  que dictaba sobre la libertad y la dignidad del hombre, las cuales estaban en contra de la ideología nazi. Fue enviado al campo de concentración de Dachau, donde permaneció hasta abril de 1945. Allí consolidó su Obra y le dió alcances internacionales. A partir de 1949 la Iglesia sometió a prueba a la Obra de Schoenstatt, y la mayor parte de esos años los pasó en destierro en Milwaukee (EE. UU.). En Navidad de 1965 regresó a Schönstatt, y sin atender a su avanzada edad, se dedicó con todas sus energías a la dirección de su obra, extendida por todo el mundo. Inesperadamente, en plena labor sacerdotal, lo llamó Dios a la Patria Eterna el 15 de septiembre de 1968, luego de celebrar la Santa Misa.

Lo más característico de su personalidad son los rasgos de una paternidad singular y sobrenatural, que Dios le regaló en forma especial. Lo capacitó con extraordinarias dotes naturales y abundantes dones sobrenaturales para realizar su misión específica para la Iglesia actual y del futuro. Todos los éxitos los atribuyó al poder de la Madre, Reina y Victoriosa Tres Veces Admirable de Schönstatt. Su gran anhelo era anunciar la grandeza de la Madre de Dios y formar nuevos hombres y comunidades, en los que resplandeciera la presencia y la imagen de María. Empleó toda la fuerza y la atracción de su personalidad, en conducir a las personas que se le confiaron, hacia la cercanía de Dios, hacia el abandono total a la Santísima Trinidad. Totalmente arraigado en el Más Allá, y siempre atento a lo presente, interpretaba proféticamente los signos de Dios en la Iglesia y en el mundo. Las palabras "Dilexit Ecclesiam" (Amó a la Iglesia) que eligió como epitafio, son las que mejor resumen el sentir más profundo de quien fue Padre y Fundador de la Familia de Schoenstatt.

Las parejas que iniciaron la Fundación la nombraron  José Kentenich en honor a la filosofìa del Fundador de Shcoenstantt ,  de que la familia es el núcleo de la nueva Sociedad.

Que es Schoenstatt?